A 30.000 pies por viajeros para viajeros

Mercado de la calle Feria

Los puestos del Mercado de la calle Feria, también conocida como plaza de Abastos, tienen vida por sí solos. Cuando accedes a las afueras del mercado donde se encuentran esos puestos de comida te asaltan colores, olores y el murmullo de gente conversando y disfrutando de estar donde está. Normalmente, encuentras pocas mesas vacías y mucha gente comiendo y bebiendo de pie. Tienes esa agradable sensación de que estás en un lugar que por poco, te van a dar mucho. Y así es. El bar la Cantina en el mercado de la calle Feria es uno de los mejores lugares donde comer en Sevilla. Después de conseguir una mesa de cualquiera de los puestos que rodean al mercado y que se han convertido en improvisados restaurantes donde cocinan excelente pescado fresco del mercado, te acercas a la barra a pedir porque es mucho más rápido que esperar a que vengan a preguntarte qué quieres. Gambas, pescaíto, rabas y bravas, y cerveza bien fresquita. El camarero va anotando todos los pedidos en las baldosas de la pared de la barra y te pregunta el nombre. En cuanto esté listo, te llama por el nombre que le has dado y ya te puedes acercar a por la comida.

Me pareció una gran idea y seguí el ritual cuando allí estuve. Tal como pedí la comida, pedí las cervezas y antes de que pudiera acabarlas, ya había sonado mi nombre. En aquella ocasión, cuando regresé a la mesa con la comida, me encontré compartiendo mesa con unos simpáticos sevillanos que me contaron las maravillas de vivir en la ciudad del Guadalquivir. Buena comida y charla amena. Imperdonable no acercarse por allí si estás en Sevilla.

Imagen de Anual

Dan ganas de ir verdad? Anímate! Consulta nuestros precios aquí!